• Carrer de Pau Alsina, 42
  • 93 284 23 45
  • informacio@bcnbebe.es

¿Cómo elegir el tipo de parto? Tipos de parto y sus clasificaciones

Inicio \ Embarazo \ ¿Cómo elegir el tipo de parto? Tipos de parto y sus clasificaciones
tipos de embarazo y sus clasificaciones

¿Cómo elegir el tipo de parto? Tipos de parto y sus clasificaciones

21 junio 2016, por , en Embarazo

Cada vez es más común durante el embarazo, decidir qué tipo de parto quiere tener la madre a la hora del nacimiento del bebé. Existen varios tipos de parto y todos son viables, te contamos cuales son para intentar solventar tus dudas.

TIPOS DE PARTO

elegir el tipo de parto

Parto natural

El parto tradicional y más común entre los nacimientos. Lo hay de dos maneras distintas:

– Una es sin anestesia, sin oxitocina, sin ningún tipo de intervención. Como antiguamente lo hicieron nuestras madres y abuelas.
– La otra manera es el más común: parto con epidural, ayuda de oxitocina si fuese necesario y episiotomía u otras ayudas quirúrgicas.

Parto en Cuclillas

Se realiza de la misma manera que el natural pero cambiando la posición de la madre, en este caso la postura es en cuclillas, por lo que suele ser un parto rápido debido a la posición vertical de la madre y a la ayuda que ejerce la gravedad junto con el peso del bebé.

Parto con forceps

En este caso, los fórceps se usan cuando el parto natural evoluciona con alguna dificultad. Es necesaria la episiotomía para poder introducir el fórceps. Antiguamente un parto con fórceps era sinónimo de sufrimiento, tanto para el bebé como para la madre, pero hoy en día eso ha cambiado y facilita la salida del bebé sin desgastar las fuerzas de la madre.

Parto en el agua

Este tipo de parto es elegido cada vez por más madres, ya que pueden dar a luz en casa, si lo desean. También hay hospitales que ya practican este parto.

Cuando la dilatación es mayor de 5 centímetros y las contracciones son más seguidas la madre entra en una piscina, normalmente hinchable, donde la tripa queda bien sumergida dentro del agua. En este parto puede estar el padre dentro de la piscina sujetando a la madre.

Parto por cesárea

Normalmente se hace por dos motivos: bien, porque en el momento del parto la madre no ha dilatado lo suficiente y el bebé puede tener sufrimiento fetal, o está encajado/a. O bien puede ser programada para prevenir ciertos riesgos en las últimas semanas de la gestante.

El parto por cesárea consiste en una incisión transabdominal, abriendo varias capas hasta llegar al feto para retirarlo del útero. Una vez que el bebé esta fuera, se retira la placenta y se sutura el útero, capa a capa de la piel que ha sido abierta.

Parto Leboyer

Es conocido también como “parto sin violencia” y consiste en hacer menos traumática la salida del útero al bebé.

Se trata de estresar lo menos posible al bebé creando un ambiente lo más parecido al útero de la madre: tranquilo, con poca luz, silencioso después del parto, caliente… El parto Leboyer también puede realizarse en un hospital, el ambiente deseado se consigue mediante una luz tenue, música relajante y un baño de agua caliente para el bebé de manera que la transición del útero al exterior sea lo más cómoda y agradable posible.

Parto humanizado

tipos de parto

O lo que conocemos como “plan de parto”. Este tipo de parto es una “actitud” más que un método, donde la madre elige como quiere llevar a cabo su parto, previa consulta con los profesionales que pueden aconsejar que maneras son o no son viables para no poner en peligro la salud del bebé y la madre.

Una vez que sepas como quieres dar a luz, lo más importante es que tengas un parto respetado.

Respetando los derechos de la mujer. Siendo informada en todo momento de posibles complicaciones y de ventajas o inconvenientes de los tratamientos.

Respetando los derechos del bebé. A estar en contacto con la madre nada más salir del útero, siempre y cuando el parto haya ido bien y el bebé no necesite de extremadas atenciones médicas.

Respetando la fisiología del parto. No actuar en contra de la misma, obligándola a ciertas cosas que puedan entrañar riesgo para madre e hijo.

Respetando los deseos y las necesidades. No impidiendo que la madre esté acompañada, siempre que se pueda, por quien ella elija.

 

Sobre el Autor:
Asesora en BCNbebè y madre profesional. Licenciada en psicología y especialista en estimulación temprana y desarrollo evolutivo del bebé. Imparte los talleres Gym para bebés en nuestra sala L'Espai BCN. Ah¡¡¡ y madre de adolescentes hippies, "con eso te lo digo todo".

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

Share This